REGRESO AL EMPLEO (Back to the Employment)


Yo soy de los que piensan que al igual que sucede en el mundo bursátil, un mero rumor es capaz de desencadenar acciones reales en los participantes del juego. A los hambrientos corredores, les basta sólo este mencionado rumor, para lanzarse cuales bestias despavoridas a la caza de la mejor parte del pastel.

En el castigado mercado laboral, desde hace años hundido en la más profunda fosa Mariana que haya existido sobre la faz de la tierra, puede que las cosas estén empezando a cambiar. Por suerte últimamente percibo, siento, noto y respiro un nuevo aroma que escapa del enorme tufo que ha estado asolando estas tierras durante los últimos años.

La cosa es que no es más que eso, una percepción. Si nos sumergimos en el mar de la macroeconomía, no vamos a encontrar por ninguna parte señales claras acerca de una recuperación. Sólo si, como le gusta al gobierno, cogemos los datos que nos interesan, encontraremos un futuro halagüeño y a la vez cercano.

Pero un momento, ¿consultan a menudo los humanos la página del INE para ver cómo se les presenta el futuro o por el contrario perciben señales del entorno y se guían por estas? La respuesta parece clara.

Basta con hablar con el vecino del quinto, leer la prensa local o visitar las webs de empleo para darse cuenta de que la cosa está cambiando para mejor.

La idea de que este 2015, es el año de la recuperación se ha instalado en el país es ya todo un hecho que puedes cotejar con el panadero, el pescadero e incluso con el vendedor de periódicos del barrio, que aún sabiendo que la prensa impresa tiene los días contados, ve este año el futuro con mejores ojos.

Las ofertas de empleo en las webs, se renuevan y hasta parecen interesantes.

Esta sensación, que un servidor percibe, no sólo está en los cerebros del pueblo llano o en el mío. Ha empezado a invadir el encéfalo de las personas más influyentes de este país en materia de empleo, los empresarios, los que crean empleo.

Nuevas empresas están aterrizando en suelo español y no sé qué hacemos que no estamos besándoles los pies, aunque huelan.

El movimiento en las ETTS está volviendo a incrementarse y a día de hoy las siglas ETT, no nos producen desazón como antaño. Un trabajo bueno es, aunque dure menos que una candela de virutas.

Crece también el empleo Freelance o lo que es lo mismo, el número de Autónomos. España se está empezando a dar cuenta, de que esto es una realidad ya en el resto del mundo y ya no huye, como pollo sin cabeza, de el llamado auto empleo.

Esto ya no es una percepción abstracta que sobrevuela el país, cifras amparan estos hechos.

Ante todo esto, os animo, amigos míos, a desempolvar el curriculum, adaptarlo a los tiempos que corren y empezar de nuevo, con mayor vigor que nunca a buscar un empleo con los ánimos renovados. La sensación de que aquellos que contratan, están sintiendo el nuevo el frescor agradable de una nueva época de bonanza, es un hecho. Y el hecho de que los humanos se mueven por sensaciones, no debe hacer más que animarnos a subir al nuevo y lustroso coche de Regreso al Empleo.

Manos a la obra, amigos!!

Anuncios

Un pensamiento en “REGRESO AL EMPLEO (Back to the Employment)

Me gustaría conocer tu opinión:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s