LA TECNOLOGÍA: Aliada o enemiga del empleo.


Imagen

Érase una vez un planeta llamado tierra, que allá por el Siglo XVIII, comenzó un proceso llamado industrialización. Con este proceso llegaron muchos avances en los métodos de trabajo, como por ejemplo la utilización del ganado en la agricultura. Ya no eran necesarios 10 hombres para tirar de un arado, un sólo buey podía tirar perfectamente del mismo y soportar el peso no sabemos si con o sin problemas. La cuestión es que podía.

Más adelante, con la mecanización de los procesos productivos se comprobó que una sola máquina podía hacer el trabajo de siete hombres bien preparados. Y así, muchos ejemplos…

No tardaron en saltar los teóricos de la época, argumentando que estos avances tecnológicos estaban provocando una drástica sustitución de mano de obra por maquinaria, lo que claramente generaba desempleo. Este desempleo, acompañado de una mayor productividad, conllevaba un exceso de producción y una caída del consumo. La demanda no podía satisfacer la Oferta.

Ahora en nuestros tiempos, el símil de esta teoría sería, lógicamente que la tecnología que continuamente evoluciona, además, cada vez más rápido es la culpable del problema del desempleo. Ya no necesitamos tantos carteros, necesitamos Whatsapp!

En fin, todo esto se desmorona viendo el incremento que ha experimentado la población, tanto de la media europea, donde casi se ha duplicado y en la cual en medio de esta terrible crisis el desempleo medio está en torno al 10%, como de España que pese a soportar niveles de paro que rondan el 25%, también ha visto incrementada su población. De ser cierta la idea inicial, todos habríamos muerto de hambre y en el mundo seríamos menos, pero más ricos.

Así que, bajo mi punto de vista, estos avances en tecnología nos han hecho mejorar lo que ocurre es que ciertos países no hemos sabido ahorrar, para así aumentar la inversión y poder generar empleo de calidad y en la cuantía que necesitaríamos hoy. Países que lo han hecho mejor, ahorrando más, poseen empresas que invierten en nuevos proyectos y que están generando empleo a día de hoy.

Pero nada, aquí nos gusta gastárnoslo todo y si hay que pedir prestado para gastar más, se pide, aunque el interés roce la usura.

Estoy seguro de que algún día cambiaremos.

Un saludo a todos mis lectores (que serán uno o dos, nunca más de tres) 😛

Anuncios

3 pensamientos en “LA TECNOLOGÍA: Aliada o enemiga del empleo.

  1. Nunca tuve interés en el tema de las finanzas, siempre me pareció un tema complicado y aburrido que nunca entendí. Pero con tu forma amena de explicar las cosas, haces atractivo lo que era aburrido. Tu explicación clara pulveriza toda complicación. Me tienes enganchado. Muchas gracias, amigo.

Me gustaría conocer tu opinión:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s